30 ene. 2010

Confesiones

Lo admito, cuando era niña yo también estaba enamorada de Terry y odie a la estúpida Candy por dejarlo ir. Creo que en algún punto de mi adolecencia creí que Terry existía por ahí, pero para mi bien me di cuenta que los patanes, siempre son patanes, jamás, jamás se convierten en chico lindo y debes correr lejos, lejos de ellos.

Aunque a pesar de todo, y que Candy Candy era melodrama puro (me supera por años luz, y eso ya es mucho decir), me quedo con esa canción que sonaba al final de cada capítulo.

Esta versión que me encontré, no la había escuchado antes y me ha gustado mucho, el video no me gusta, porque jamás me agradó Anthony.

1 comentario:

Carrie dijo...

totalmente de acuerdo! antony es puto!!!